lunes, 26 de diciembre de 2011

MEGA - Larus michahellis lusitanius en Alcázar

Aunque el título pueda parecer excesivo, os aseguro que no es para menos. El sábado 24 por fin cayó una de mis espinitas en el vertedero de Alcázar, un MEGA que llevaba esperando cinco años en mi "local patch": una Larus michahellis lusitanius anillada en Euskadi.

Mi alegría cobra sentido si digo que es la primera para Castilla-La Mancha y tan sólo la segunda para el interior peninsular. Como sabéis, se trata de un taxón de gaviota altamente sedentario, que realiza en todo caso movimientos postnupciales o invernales de escasa entidad, principalmente a lo largo de la costa cantábrica hasta Galicia. Es muy rara en el mediterráneo y, a priori, aún lo es más en el interior peninsular. Sólo dos recuperaciones de patis cantábricas (entre las miles de anillas que se leen anualmente en Madrid, Ciudad Real, Toledo, Salamanca etc.) nos da una idea de su rareza. 

O al menos eso creemos.


Os presento a 950.G. Es una Larus michahellis lusitanius, gaviota patiamarilla cantábrica. Fue anillada el 23/6/2011 en Getaria, Guipuzkoa. 

Es increíble lo oscuras que son las lusitanius. Si no llega a portar anilla, nunca me habría llamado la atención entre los miles de gaviotas sombrías. Ya veis lo oscuras que son las escapulares, que por otra parte sí que tienen la forma adecuada para michahellis. Y el tamaño no es especialmente grande. ¿Será una hembra?


El único rasgo que a mi me llama la atención es el patrón de la cola. Las rectrices son muy claritas, con una banda terminal negra bastante irregular. Éste es un rasgo frecuente en lusitanius, aunque también he visto muchas con unas rectrices idénticas a las michas del mediterráneo.


En estas dos fotos se observan rasgos que difícilmente cuadran con una patiamarilla "al uso". El más destacado es el escaso barrado del obispillo y las primarias internas tan oscuras.


Me siento muy afortunado por esta observación, que además se une a la que hice en Colmenar Viejo en agosto de este año: la primera lusitanius para el interior peninsular, R[993.G]



Transcribo ahora la respuesta que me ha dado Asier Aldalur, que me parece muy interesante:

Pues que cita mas interesante, mas o menos a mí me sale por cada 100 gaviotas una anillada, trasladando esta ecuación a las patis cantábricas, puede que este invierno hayan visitado Madrid unas 200 patiamarillas cantábricas. Las observadas en Madrid habrán ido mezcladas entre las sombrías que están bajando del norte de Europa hacia el sur y las otras 3 anilladas observadas en Valencia y Gerona durante los últmos 3 años mezcladas entre las patiamarillas Mediterraneas que van de vuelta, siguiendo la ruta del río Ebro o algún otro de Francia. 

 Los Pirineos forman una barrera que hace que todas se mezclen aquí, bien las patis del Mediterraneo que vienen del cantábrico occidental y las que suben del mediterraneo y también las sombrias que bajan y suben del norte de Europa occidental.

Se puede apreciar muy bien en los historiales de sombrías como unas van y vienen directamente desde Madrid y otras siguen la costa cantábrica, pero la mayoría sigue la ruta interior peninsular. Con las mediterraneas ocurre lo mismo pero éstas siguen la ruta de la costa cantabrica hacia Galicia o si no en la otra dirección que es la de Gerona o Valencia pasando directamente de lado a lado la peninsula Iberica, seguramente siguiendo el Ebro o rios Franceses.

No hay comentarios: